El Municipio y la Provincia realizarán obras de pavimentación en los barrios Solidaridad y Mirador del Cerro 1 y 2

En un plazo no mayor a 15 días se procederá a la adjudicación y firma del contrato para comenzar con el trabajo que contempla más de 50 mil metros de hormigón en veredas y calles.
0
21
Compartir en

Vialidad Provincial realizó la apertura de ofertas de las obras de pavimentación para los barrios Solidaridad y Mirador del Cerro 1 y 2. El proyecto, propuesto por el Municipio y ejecutado en conjunto con el Gobierno de la Provincia, constará de más de 50 mil metros de hormigón en la construcción de veredas y calles.

“Esta pavimentación de calles nuevas es una obra muy importante que fue pedida por los vecinos y definida por el intendente Sergio Tamayo. En virtud de eso nos pusimos a trabajar en la proyección. Ya tenemos la apertura de ofertas, que están próximas a ser adjudicadas para que se dé inicio”, detalló Lucas Ros, secretario de Infraestructura.

Ahora, la comisión evaluadora deberá realizar un informe sobre las ofertas presentadas. “Tienen un plazo de entre 10 y 15 días, luego se procede a la adjudicación y firma de contrato para el inicio de la obra”, informó Jorge García Quiroga, director de la Dirección Provincial de Vialidad.

Para el trabajo a realizar en los barrios Mirador del Cerro 1 y 2 el presupuesto es de $67.524.172,80 y tendrá un plazo de ejecución de 180 días. La obra consiste en la pavimentación con hormigón de 15.093 metros cuadrados de calles; y la construcción de 3.315 metros lineales de veredas, de 1.60 de ancho por 0.80 de espesor.

Ros complementó: “En época de lluvias, el agua baja con la pendiente y el caudal, es por eso que está previsto realizar las calles con pavimento rígido”.

En el caso del barrio Solidaridad el presupuesto destinado es de $135.514.585,73 y el plazo de ejecución es de 300 días. El trabajo está integrado por la pavimentación de 26.648 metros cuadrados con 1.369 metros de cordón integrado 1369 y la construcción de 900 metros lineales de veredas, de 1.20 de ancho por 0.80 de espesor.

“Todos sabemos lo que significa la pavimentación de una calle en un barrio que no lo tenía. Cambia radicalmente la calidad de vida, mejora la transitabilidad y la seguridad vial y jerarquiza las propiedades”, finalizó Quiroga.

Por su parte, Ros completó: “Va a ser un cambio rotundo en la zona que va a beneficiar a los vecinos, que van a tener calles asfaltadas y veredas hechas. Es una obra muy esperada”.


Compartir en